EL ENEMIGO COLOCA LOS ESPEJOS

EL ENEMIGO COLOCA LOS ESPEJOS
que alimentan el miedo,
el pus,
la herida
y deja sin palomas nuestro aliento.

Sabe que nos abruman los mensajes
de un mundo irreal que adora los sentidos,
y nuestro afán de triunfo es un pantano,
y nuestra soledad su conveniencia.

Sabe hacer su trabajo el Enemigo
en todo lo que sobra y empobrece
el silencio que espera tu venida.

No mires sus ofertas,
la mentira,
que distrae lo cierto nos absorbe,
siempre hay flores silvestres,
siempre hay fuego,
y el dolor es un pájaro que vuelve
y no tienes control de casi nada
y la muerte es un hecho y un regalo
que la vida te ofrece a cada instante.

Es que no puede amar el Enemigo,
lo consumen la envidia y la tristeza,
solo tiene el poder que tú le entregas,
un poder que se rompe cuando aceptas
el amparo de Dios en su silencio.

No puede comprender el Enemigo
Tu Amor por esta débil criatura,
reflejo de tu fuerza y tu alegría.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s