HA SIDO UN DĺA DIFĺCIL

HA SIDO UN DĺA DIFĺCIL,
me fui a misa temprano,
recé por ti,
le dije
a Dios que te cuidara,
de tu dolor sin nombre,
de tu tristeza estática.

Le dije a Dios que sea
siempre dulce contigo
porque yo pude serlo
tan solo algunas veces.
No era fácil amarte,
pero estamos unidos
hasta que al fin el tiempo
nos congregue una tarde.

Yo sé que Dios te ha dado
el beso que no pude
darte, cuando debía
ignorar “tus batallas”
que me enojaban tanto,
ya no hay remedio,
ahora,
es Jesús quien te cuida,
yo me quedé sin tiempo
para un nuevo regaño.

Hoy fui a misa temprano
y tú estabas conmigo,
espero que me ayudes
poco puedo ayudarte,
es curioso decirlo
pero te extraño mucho,
dile a Dios que me ampare,
te mando un beso,
madre.